Foto por Freepik

Por Marianely Figueroa González

Rebeldía, cambios de humor, problemas de concentración, aburrimiento, llanto y falta de rutina son algunos de los síntomas que presentan los niños en Puerto Rico debido al aislamiento social provocado por la pandemia del covid-19, según trabajadoras sociales Leticia González González y Jessica Morales Acevedo.

Según la psicóloga Elena Sanz Martín, es en el proceso de socialización donde los niños comienzan a adaptar elementos socioculturales de su entorno, para comenzar a construir su personalidad. A través de la socialización, los niños comienzan a entender qué es correcto y qué no lo es en la sociedad en la que vive y se desenvuelve.

Leticia González González -trabajadora social de la escuela Segunda Unidad Epifanio Estrada de Aguada- relató a A cuentagotas cuan complejo ha sido el proceso de adaptación para los niños en este semestre virtual.

“He tenido varios referidos, de maestros de edad preescolar, que los nenes no se quieren conectar, no se quieren quedar el tiempo, (porque deben permanecer una cierta cantidad de horas conectados) y no es fácil. Ellos se distraen, buscan con qué jugar, quieren pararse, quieren ir al baño, quieren comer, porque están acostumbrados a que esa es su casa y tienen esa libertad”, explicó González.

Jessica Morales Acevedo -trabajadora social de niños y familias- también reconoce el impacto que la cuarentena ha provocado en las vidas de la juventud en Puerto Rico.

“El que no se les permita jugar con sus vecinos y amigos, o salir a donde solían hacerlo antes de la pandemia, pudiera generar sentimientos de enojo, frustración e irritabilidad en los niños”, agregó la trabajadora social.

Morales destacó la importancia de validar los sentimientos del niño o la niña. Recomendó que se enseñe a los niños acerca de las diferentes emociones y cómo poder expresarlas. Estos también están sufriendo por los cambios que están ocurriendo y muchos de ellos no saben cómo expresarlo por lo que pueden reflejar irritabilidad y enojo.

“Durante los primeros años de vida lo esencial para un niño es poder satisfacer sus necesidades biológicas, tales como la alimentación, calor y afecto. Por lo cual, las figuras primarias durante ese periodo son los padres debido a que se espera que estas sean las personas encargadas de satisfacer las necesidades básicas y ofrecer estabilidad al niño”, explicó Morales.

Debido al aislamiento social, la trabajadora social recomendó que los padres desarrollen actividades de juego que no sean virtuales donde se incluya a los miembros del componente familiar. Además, mencionó que los maestros pueden recomendar tareas o proyectos virtuales en grupos pequeños para que los niños puedan interactuar entre sí de una manera más eficiente.

Amneris Chaparro Galloza, maestra de la Escuela Montessori Profa. Juana Rosario Carrero en el pueblo de Aguada, explicó cuán importante es para un niño el proceso de socialización en la infancia.

“Es fundamental hacer amigos en esta etapa, a través de estas relaciones interpersonales se van conociendo a sí mismos, identifican sus capacidades y sus limitaciones. Aprenden a jugar, a compartir y cooperar con los demás; desarrollan empatía”, expresó Chaparro.

Chaparro, quien trabaja con estudiantes entre las edades de 3, 4 y 5 años, indicó que el entorno no presencial demora el desarrollo de estas cualidades tan importantes en el crecimiento de los niños y niñas. Es por esto que trata de hacer el proceso uno ameno para ellos. 

“Este semestre escolar ha sido uno de muchos retos y de nuevos aprendizajes. En la Pedagogía Montessori la observación es una pieza clave para nosotras las guías, el obstáculo que presenta la educación a distancia es no poder observar al niño en su entorno de trabajo de la manera adecuada. Se hace a través de videos cortos y fotografías, no es lo más apropiado pero ante la situación es una alternativa que nos ayuda”, declaró Chaparro.

La educadora relató cuánto extraña tener a sus estudiantes en el ambiente y observar cómo se van desarrollando socialmente y convirtiéndose en niños y niñas independientes. A pesar de esto, expresó que debemos asimilar lo que está ocurriendo y sacarle el mayor provecho a la tecnología.

“Tenemos distanciamiento físico, no social. Los artefactos tecnológicos nos brindan herramientas para poder comunicarnos. Comuniquémonos aunque sea en la distancia. Usemos todo lo que tenemos a nuestro alcance para motivar la socialización”, añadió Chaparro.

-.-.-.-

Este reportaje forma parte del segmento semanal de #ACuentagotas, que se publicará todos los viernes. Se trabajarán noticias, reportajes y entrevistas de actualidad con un formato más fresco, conciso y actual.

Un pensamiento

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s